Opciones LMS alternativas a Moodle

Si bien Moodle es líder en materia de las plataformas de enseñanza online, existen otras opciones LMS alternativas a Moodle.

Es prudente recordar la definición de LMS. Sus siglas en inglés quieren decir “Sistema de Gestión de Aprendizaje“ (Learning Management System) y se refiere al software que apoya la enseñanza en línea. ¿Pero cómo funciona exactamente este apoyo? Eso es lo que vamos a ver.

Para empezar, provee una plataforma que promueve la creación de actividades didácticas. Desde cuestionarios, hasta wikis, pasando por toda la gama de recursos tradicionales: tareas, proyectos, exámenes, etc. El objetivo es que tanto el profesor como el estudiantado cuenten con un punto de encuentro para aprender y enseñar.

A su vez, facilitan la comunicación entre los integrantes del curso, al habilitar espacios como el foro y el chat. El resto de las funciones van a depender de la plataforma LMS. Entre las más populares se encuentran: Moodle, Google Classroom, Chamilo y ClassOnLive. Comencemos analizando la opción LMS de Google.

Google Classroom

Aunque esta plataforma está amparada por una de las compañías más grandes a nivel mundial, palidece en muchos aspectos. No tiene gran variedad de recursos educativos ni amplias funcionalidades. Su punto fuerte reside en la facilidad de uso. Con solo entrar a la página es fácil entender su funcionamiento, gracias a unos bloques con los que se puede personalizar el contenido. 

Sin embargo, las opciones son muy limitadas. Nada más hay tres apartados principales: asignar tarea, aplicar cuestionario y plantear una pregunta simple. Deja mucho que desear para ser un producto de Google.

A pesar de sus desventajas, se valora que no necesite instalación y que se pueda sincronizar con las cuentas de Google.

Chamilo

En primera instancia, los colores claros e iconos grandes componen una interfaz amigable para el usuario. Las herramientas didácticas disponibles son de fácil acceso; solo se requiere un clic para ingresar a cada una. A diferencia de otras plataformas que requieren de un proceso más largo para usar sus recursos.

El rol de profesor dispone de una amplia gama de acciones para gestionar el curso. Es posible diseñar lecciones, comunicarse a través de un chat y pautar asignaciones. Asimismo, el apartado de ejercicios destaca por el sinfín de tipos de preguntas a la mano. Bien sea interrogantes abiertas, con opciones o de selección múltiple, la variedad de preguntas es un punto a destacar. Incluso hay opciones dinámicas en las que hay que mover las respuestas con el mouse.

Sin embargo, por experiencia propia podemos afirmar que la instalación de Chamilo es un poco engorrosa. Hay que descargar una carpeta, revisar si funciona con el sistema operativo y descomprimir los archivos. Así que es más apropiado para usuarios avanzados en materia informática.

ClassOnLive

En un primer momento, da la impresión de estar hecho para crear cursos empresariales. Su paleta de colores es sobria y elegante, a diferencia de Chamilo y Google Classroom, que presentan colores escolares. En otras palabras, el aspecto no parece infantil, sino que se orienta a ser minimalista y profesional.

La pantalla de bienvenida nos muestra dos alternativas: crear un curso o un webinar. Al escoger cualquiera de ellas, nos lleva al formulario de información, donde se define el título, el eslogan y la descripción, entre otras cosas. Lo cual va en línea con las otras páginas web dedicadas a la gestión de cursos online.

Seguidamente está la interfaz de la plataforma. Todas las características se agrupan en menús expansivos ubicados a la izquierda, en una barra lateral. Por nombrar una: es posible hacer seguimiento a los alumnos comparando las notas y el estudiantado. Además, habilita un espacio para los mensajes y otro para la parte de marketing.

El problema principal con ClassOnLive, es que la versión de prueba solo dura 15 días. De ahí en adelante hay que pagar. Así que tal vez sea más práctico adoptar una opción LMS gratuita.

Factores a tomar en cuenta antes de escoger opciones LMS alternativas a Moodle

  • Facilidad de uso
  • Escalabilidad
  • Necesidad de instalar el software
  • Capacidad de personalización
  • Soporte técnico y documentación

Lo principal es que sea fácil de usar. De nada sirve que incluya tecnologías innovadoras si es complicado de utilizar. Recordemos que el enfoque debería estar puesto en aprender las lecciones, no el funcionamiento de la plataforma. 

Seguidamente tenemos la escalabilidad. Esto se refiere a poder ampliar el alcance del curso a diferentes escalas; es decir, que el software mantenga el buen rendimiento así se enseñe a diez, cien o mil alumnos. 

Por otra parte, algunas opciones LMS alternativas a Moodle están disponibles sin necesidad de instalar programas especiales. Ni mucho menos disponer de un servidor para alojar los archivos del software. Con ingresar al sitio web es suficiente. Tal vez parezca la mejor opción, pero al guardar los ficheros en servidores propios, la información no le pertenece a terceros.

Asimismo, la habilidad de personalizar el curso es bien valorada, puesto que nadie quiere presentar una imagen genérica ante sus clientes. Por lo general, se edita la apariencia de forma similar a cómo se hace con los perfiles de redes sociales.

Por último, pero no menos importante, está el soporte técnico y la documentación. A la hora de cualquier problema, es reconfortante saber que hay un equipo disponible para servir de apoyo. Y si el mismo organizador del curso quiere ingeniárselas, puede consultar la documentación en línea.

En resumen, impartir cursos online hoy en día constituye una forma de emprendimiento.  Sigue siendo uno de los negocios más rentables en Latinoamérica, tal como se recalcó antes en este post.  

Recuerda que estamos para apoyarte. Cualquier consulta, nos la puedes hacer llegar por este medio.

Y bien, ¿qué esperas para crear tu primer curso online?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba
×

¡Hola!

Estamos encantados de poder atenderte o aclarar tus dudas acerca de nuestros productos y/o servicios.

× ¡Escríbenos!